Le informamos que este sitio web instala cookies propias y de terceros al navegar por sus páginas con el fin de facilitar su navegación y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso e instalación. Acepto más información
Menu Menu barra

ACOGE O ADOPTA A UN YAYO

24-05-16

Abre tu casa y tu corazón para uno de nuestros mayores….

. hay muchas buenas razones para hacerlo.

 

Este es un espacio dedicado a nuestros perros mayores de 9 años en el cual les rendimos su merecido homenaje.

 

Porque lo necesitan. Porque encontrar adoptantes para los animales viejitos es algo más complicado. La gente automáticamente quiere adoptar un perrito joven, pero hay muchos motivos por los cuales adoptar o acoger a un yayo es mucho más fácil. Los argumentos que la gente esgrime a favor de adoptar un cachorro suelen ser los siguientes:

 

Para poder educarlo mejor

Pero la verdad es que los yayos ¡no necesitan educación! Ya saben cómo andar con correa, cómo sentarse, dar una pata y hasta cómo estar tranquilamente en casa evitando problemas con otros perros. Los yayos ya están bien educados.

Una gran ventaja adicional es que en el albergue conocemos muy bien su carácter. Sabemos lo que le gusta y lo que le da miedo. Por eso, es más fácil su adaptación a su nueva familia. Y no olvides que cada perro, independientemente de su edad, ¡puede aprender muchas cosas más!

 

Para poder disfrutar más años a tu perro

Conocemos bien el miedo a vincularnos intensamente con un perro y luego tener que despedirnos. Y sí, con un yayo te vas a vincular mucho porque él sabrá la oportunidad que le has dado y vivirá el resto de sus días agradeciéndotelo y ofreciéndote su amor incondicional. Lo cierto es que nunca sabemos de antemano cuántos años viviremos. Pero la calidad de vida que compartiréis juntos será inmejorable.

 

Para no tener que afrontar los gastos veterinarios de los posibles achaques propios de la vejez

Problemas de salud nos pueden pasar a todos. Independientemente de la edad que tengamos. Siempre tenemos la responsabilidad de dar a nuestra mascota el mejor cuidado posible. Pero entendemos que es una consideración más a tener en cuenta con un yayo. Por eso, si acoges un yayo, te ofrecemos ayuda económica para afrontar los gastos veterinarios relacionados a enfermedades de la vejez. Consúltanos y te pondremos en contacto con nuestra red de veterinarios bien cualificados.

 

En conclusión: ¡No hay una razón para no acoger a un yayo!

Te sorprenderá el nivel de energía que tienen. Muy probablemente ¡más que tú!

Lo bien educados que están. Lo fácil que resultará integrarlo en tu familia.

Lo contento que se ponen con tan poca cosa: una cama, un paseo, comida, un poco de cariño y atención.

 

Estos yayos que presentamos aquí se merecen más que nadie empezar ya su nueva vida y poder disfrutarla por el resto de sus días. Se merecen conocer lo que es tener un verdadero hogar rodeado de cariño. Tener una cama propia y compartir buenos momentos con su propia familia.

 

Cada uno de ellos está luchando, año tras año, para no perder la ilusión de que para él también llegará ese día en que alguien abra su chenil y que pueda irse a un hogar de verdad. Cada uno de ellos ha visto a muchos perros entrar en el albergue y encontrar muy pronto a una familia. Y hasta hoy, pese a todos sus esfuerzos para que se fijen en él… los humanos siempre han pasado por delante de su chenil sin haberse fijado en él.

 

¡Ningún de estos abuelitos debe morir sin haber tenido la oportunidad de mostrar y recibir un amor incondicional!

 

Por favor ayúdanos a darles esa oportunidad; Deja que uno de nuestros yayos te robe el corazón.

 

¡ANIMATE Y ADOPTA O ACOGE A UN YAYO!